Quiero ver cuajar, en oro, / los silencios de la tarde, / cuando el sol duerme en mi pueblo, / en sus piedras y en mi carne. (A.H.Q.)

La Piedra Chimila

Extraído de: 100puntasinaccesiblesdeteruel.blogspot.com.es

Farallón de Montalbán (45 m)  12 de mayo de 2.012

La piedra Chimila en el Farallón de Montalbán.

farallones
Farallones de la Muela
piedra chimila
Piedra Chimila

Al sur de Montalbán, en la umbría de la Muela, se alternan entre pinares varios acantilados rocosos pertenecientes a formaciones calizas del cretácico superior, aptos para la práctica de la escalada de aventura.

El más característico de ellos, la Piedra Chimila, es un potente mallo de unos 60 metros que se alza sobre la caseta de captación de agua potable de la población montalbina. Su cara norte impone una alta dificultad y solo la pared de separación con el resto de mallos, donde puede apreciarse una potente fisura coronada de un portillo a modo de ventana hacia el cielo, deja un camino más asequible para los escaladores. Encontramos varios clavos antiguos en el camino de subida hasta el collado, vestigio de que otros ya probaron en el pasado lo que ahora pretendemos. Su avistamiento nos da tranquilidad, porque sabemos que es posible entrar por ahí. Pasos de quinto grado de dificultad y un último largo de tercero hasta la cumbre nos regalan una tarde gloriosa con magníficas vistas sobre el valle del Martín, Montalbán, La peña del Cid e incluso La lengua del Vago, acompañando a los buitres que tienen su morada en aquellas altas cumbres.

1 comentario: